“Si tu perro es parte de tu familia debería formar parte de tu álbum familiar”

Lo primero que nos gustó de Emilio fueron sus fotografías. Su IG @elfotografodeperros se describe por sí solo. Pero después, cuando nos comunicamos con él para pedirle una entrevista nos conquistó con su calidez humana y con su hermosa historia de pasión y profesionalismo. Enseguida quisimos saber cómo había descubierto su vocación: «Todo se lo debo a mi primera perra, Fina. Yo era fotógrafo de prensa y cuando ella llegó me cambió la forma de ver la vida, disfrutaba tanto estando con ella que lo demás pasó a un segundo plano». A partir de ahí empezó a hacerle fotos, era feliz haciéndolo y quedó asombrado con el resultado. En esos momentos no se le pasaba por la cabeza que un hobby se convertiría en un hermoso proyecto.

Más adelante, con la llegada de su otra perra, Bala, empezó a interesarse más por el mundo de la educación canina. Se formó como educador y, claro, las ideas le venían a la cabeza, juntando el recuerdo de esas fotos que le hacía a Fina y los conocimientos adquiridos sobre perros, empezó a tomar forma esta realidad. Emilio se ríe cuando recuerda: «Al principio me decían que estaba loco, que no lo veían claro… yo estaba seguro de que tenía que funcionar. Tenía los mejores modelos, la formación especializada y la experiencia, era un ámbito de la fotografía aún sin explotar. Yo me preguntaba si a la gente le gustaría tener una imagen tomada por un profesional de su perro que formaba parte de su familia y… la respuesta ya la sabes».

Quisimos conocer un poco más sobre su trabajo, así que le preguntamos cómo es el mercado, cómo es un día en su estudio y cuáles son las sesiones que más le piden. Nos respondió que el rubro de la fotografía canina depende un poco de cada país, los hay muy avanzados como USA, Alemania, Francia. Cuando empezó solo había otro fotógrafo en España y aun sonaba extraño eso de hacer fotos a los perros. En estos más de 5 años que lleva con el estudio abierto esto ha cambiado, ahora hay muchos otros fotógrafos en España con proyectos similares y la demanda ha crecido muchísimo. El boca a boca y el uso de las redes sociales ha ayudado mucho a promover la demanda. Nos alegró saber que en estos momentos está con mucho trabajo y eso es debido a estos 5 años de esfuerzo, de intentar siempre dar lo mejor de sí y de hacer todo lo posible para que las personas que contratan su servicio se lleven una excelente impresión y pasen un momento que quieran recomendar. Su principal cliente es una familia que tiene un perro que forma parte de ella, que lo quieren y lo tratan como un miembro más. Su lema es: “si tu perro es parte de tu familia debería formar parte de tu álbum familiar”. También destaca y agradece a las marcas de productos caninos porque también son una parte fundamental de sus clientes.

La conversación siguió y nos encantó saber que Emilio considera especiales a todas y cada una de las sesiones: «siempre hay una bonita historia detrás, pero si tengo que quedarme con alguna son dos: Por un lado los perros que vienen porque están buscando familia y mis fotografías pueden ayudarles a tener más visibilidad y por otra, las sesiones de aquellos perros mayores y que están enfermos, en ambos casos son momentos muy emotivos». Con respecto a su formación como educador canino, nos contó que si bien no se dedica a eso, sus conocimientos los aplica a su trabajo como fotógrafo. Lo toma como una herramienta más para ofrecer un producto especializado en el que los perros son los protagonistas y todo gira en conseguir el mejor resultado, siendo amable con ellos.

¡Muchas gracias, Emilio, por tu tiempo y por contarnos tu historia! Si quieren saber más sobre este artista pueden seguirlo en su cuenta de IG @elfotografodeperros, no se van a arrepentir.

You might also enjoy:

Leave A Comment

Your email address will not be published.